Home / Noticias / Declaración Pública del Colegio Farmacéutico por el despido de 6 químico-farmacéuticos del Hospital Félix Bulnes de Santiago

Declaración Pública del Colegio Farmacéutico por el despido de 6 químico-farmacéuticos del Hospital Félix Bulnes de Santiago

El Colegio de Químico Farmacéuticos de Chile AG., se permite poner en conocimiento público una cadena de hechos respecto de la actuación de los personeros del Hospital Dr. Félix Bulnes Cerda, que implican una clara y grave ilegalidad, además de un perjuicio, tanto para nuestra Profesión, para la salud pública y para los químico-farmacéuticos directamente afectados. El MINSAL no está cumpliendo la ley con contratos bajo la 15.076, Farmacia 24 hrs.

1) El pasado 30 de abril, en vísperas del día del trabajador, seis químico-farmacéuticos del hospital Félix Bulnes fueron desvinculados, de forma denigrante y violenta.

2) Ellos iniciaron sus funciones en el recinto el 4 de febrero, luego de haber postulado, superado cada etapa del riguroso proceso de reclutamiento, ganado el masivo concurso público y haber suscrito los documentos respectivos.

3) Pese a lo anterior, nunca recibieron el pago correspondiente, adeudándoles más de 3 meses de remuneraciones. Lo cual, es irregular, ilegal, impresentable y vergonzoso. Se les señaló que, aparentemente, la única alternativa viable de pago de remuneraciones de los meses de febrero, marzo y abril del año en curso, sería bajo la figura de improviso. Lo que es ilegal; sin claridad alguna sobre fecha, pago de leyes sociales y antigüedad laboral en sistema público, y con el riesgo de que esta forma de pago sea rechazada por el MINSAL.

4) Cabe destacar que tal selección de personal daba cumplimiento a la normativa que exige contar con químico-farmacéutico durante todo el horario de funcionamiento de la Farmacia: esto es 24 horas. El problema que enfrentaban ciertas farmacias era el incumplimiento del Artículo 129 A del Código Sanitario que dispone “Las farmacias deberán ser dirigidas técnicamente por un químico farmacéutico que deberá estar presente durante todo el horario de funcionamiento del establecimiento”.

5) Los profesionales afectados fueron citados a la Dirección del establecimiento, oportunidad en que les comunicó que todos ellos dejaban de ser funcionarios a las 00.00 horas de ese mismo día, sin considerar la seguridad en el traslado a su domicilio del profesional en turno, lo que además de ser improcedente desde el punto de vista administrativo, implicaba dejar abandonadas las funciones a sus cargos y a los pacientes de Urgencia sin el recurso profesional para la adecuada terapia farmacológica, con el riesgo para la salud de las personas y la ilegalidad consecuente.

6) El mismo día 30 el Colegio envió comunicación a la directora del Hospital Félix Bulnes, Dra. Ana María Moroni, requiriéndole pusiera fin a estos actos abusivos, sin ningún resultado. En seguida, apeló a la consideración del Dr. L. Castillo, Subsecretario de Redes Asistenciales y del Dr. E. Santelices, Ministro de Salud.

A nuestro juicio, el Director del Hospital Félix Bulnes Cerda busca subterfugios, para eludir el cumplimiento de la normativa sanitaria y para evitar la contratación de profesionales Químico- Farmacéuticos, indispensables en la protección de la salud de la población, conforme al rol que le ha encomendado el Código Sanitario.

Por su parte el artículo 94 del mismo, modificado en el año 2014 por la ley Nº 20724 dispone que “Corresponderá al Ministerio de Salud velar por el acceso de la población a medicamentos o productos farmacéuticos de calidad, seguridad y eficacia, lo que llevará a cabo por sí mismo, a través de sus Secretarías Regionales Ministeriales y de los organismos que se relacionan con el Presidente de la República por su intermedio”.

7) Como Colegio Profesional, consideramos de la mayor gravedad la situación presentada, existiendo un Decreto de por medio, con cargos y presupuesto asignado. Es nuestro propósito colaborar en las acciones en beneficio de la salud de la población del país. Sin embargo, observamos con sorpresa y preocupación, que en este caso se han ignorado los procedimientos administrativos válidamente desarrollados, se ha dañado la fe pública, incluida la confianza de los profesionales que en un sistema fuertemente regulado como es la Administración Pública, han cumplido con las funciones propias de sus cargos. Por tanto, exigimos la continuidad de tales cargos y la destitución de la Directora del Hospital Félix Bulnes e inclusive las máximas sanciones a quiénes fueron responsables directos de esta situación, el Subsecretario de Redes Asistenciales, y el propio Ministro de Salud quienes dejaron desprovistos estos cargos con incumplimiento a la ley.

– Es necesario enfatizar el importante rol asignado a nuestros profesionales, al señalar que: “Corresponderá a estos profesionales realizar o supervisar la dispensación adecuada de los productos farmacéuticos, conforme a los términos dispuestos en la receta, informar personalmente y propender a su uso racional, absolviendo las consultas que le formulen los usuarios. También les corresponderá ejercer la permanente vigilancia de los aspectos técnicos sanitarios del establecimiento, sin perjuicio de la responsabilidad que les pueda caber en la operación administrativa del mismo, la que estará encomendada a su personal dependiente. En el ejercicio de su función de dispensación, dichos profesionales deberán, además, efectuar o supervisar el fraccionamiento de envases de medicamentos para la entrega del número de dosis requerido por la persona, según la prescripción del profesional competente”. En este sentido, la ley exige la presencia directa de nuestro profesional, quien no es prescindible aun tratándose de la dispensación de productos no sujetos a control legal.

– Una de las funciones más importantes del Químico Farmacéutico, más allá de la gestión farmacéutica dentro de la farmacia de los centros asistenciales, es la validación de la prescripción médica, actividad que la Organización Mundial de la Salud reconoce como un proceso clave en la dispensación de medicamentos. Esta actividad consiste en la evaluación de la prescripción médica, revisando que el nombre, dosis, vía de administración y forma farmacéutica sean adecuadas, velando que no existan errores de medicación, posibles reacciones adversas a medicamentos, incompatibilidades o interacciones farmacológicas. Si el Químico Farmacéutico no detecta inconvenientes, realiza la dispensación del medicamento, en caso contrario, se comunica con el médico prescriptor para confirmar que la indicación es la adecuada y sigue con el proceso de dispensación. Esta labor no puede ser ejecutada por un auxiliar o técnico en farmacia, porque es primordial la expertiz del Químico Farmacéutico en el conocimiento de los medicamentos.

– Es esencial que la función indicada se lleve a cabo en Hospitales de Alta Complejidad y de Referencia porque involucra y fortalece la farmacia como centro de salud y mejora el proceso asistencial hacia el paciente, aumentando la eficacia, seguridad y eficiencia de la terapia de medicamentos. Es así como, no es procedente que la farmacia funcione a cargo de otro profesional o personal subalterno.

– Donde exista una farmacia (pública o privada) y con la debida autorización sanitaria de funcionamiento debe cumplirse el requerimiento legal sobre la presencia del profesional Químico Farmacéutico en todo horario de funcionamiento de esta (diurno, nocturno, extensión horaria, fines de semana, feriados y festivos).

– El profesional Químico Farmacéutico tiene la labor, según lo establecido en la normativa vigente, de supervisar toda la dispensación de medicamentos y de esta manera proteger la salud de la población (orientación sobre la terapia, aclarar dosis, posología, almacenamiento, interacciones, entre otros). No considerar la actividad farmacéutica nos parece una falta gravísima de la autoridad y va contra la protección de la salud de la población. Es un deber entregar la tranquilidad a toda la población con el respaldo profesional, independiente del sistema de salud donde se realice la prestación.

– Además, los medicamentos deben resguardarse en la Unidad de Farmacia, en las condiciones adecuadas, bajo normas de seguridad y trazabilidad, con control de inventario y evitar la pérdida de vidas por falta de seguridad clínica o la pérdida económica por merma. La medida de instalar botiquines va en contra de tales propósitos.

– Por otra parte, los servicios clínicos, sometidos al sistema de acreditación de calidad, regulan cuidadosamente estas materias y permiten mantener stock crítico y mínimo sólo para casos de posible quiebre o aumento de la demanda; de esta manera, se fomenta un mejor control de los medicamentos.

SANTIAGO, 8 de mayo de 2019.

Colegio de Químico Farmacéuticos y Bioquímicos de Chile A.G.
Merced 50, Santiago
Fono: (56) 22 639 2505
www.colegiofarmaceutico.cl

About admin

Te puede Interesar

Declaración Pública de la Carrera de Pedagogía en Educación Física, Deportes y Recreación de la Universidad de La Frontera, UFRO

En relación al PLAN DE ESTUDIOS Y BASES CURRICULARES PARA 3° Y 4° MEDIO 2020, …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *