Home / Economí­a / ¿La última propuesta de la Unión Europea? Una “Tasa Google” para todos los europeos

¿La última propuesta de la Unión Europea? Una “Tasa Google” para todos los europeos

Como en España o Alemania, la Unión Europea propone aplicar una Tasa Google a toda la zona comunitaria para que se compense a los titulares de los derechos.

Por Alberto Sánchez

Polémica (de nuevo) en torno a la regulación europea en materia de derechos de autor y propiedad intelectual. Una polémica que choca de frente con las operaciones de las grandes tecnológicas y que, como en el caso de España o Alemania, viene a blindar un sector que ve al enemigo en el lado equivocado. Porque al igual que en España, la Comisión Europea ha presentado su propia baterí­a de reformas para cambiar la regulación comunitaria en materia de propiedad intelectual. O en propias palabras, aplicar su propia Tasa Google.

Tal cual. La intención de la Comisión es abrir la puerta a medios para que puedan cobrar a buscadores y agregadores online por acompañar a los enlaces de contenido con pequeños fragmentos de la noticia. Lo cual es, en pocas palabras, lo que supuso que Google News tuviese que cerrar en España, solo que ahora, de aprobarse, se aplicarí­a de forma extensiva a toda la unión Europa, después de que el intento de España y Alemania no haya sido más que un fracaso.

La puesta en valor de esta nueva regulación por la UE está basada, al igual que en estaba en España, en la ya demostrada falsa creencia de que el enlace en los buscadores y agregadores de las noticias resta valor al propietario del contenido original por la justificación de que ese “fragmento” de la noticia es lo suficientemente significativo como para que no sea necesario acudir a la web del propietario original de la noticia:

“Los Editores de prensa se enfrentan a dificultades a la hora de licenciar de sus publicaciones en lí­nea y obtener una parte justa del valor que generan. Esto podrí­a afectar en última instancia al acceso de los ciudadanos a la información. Esta propuesta establece un nuevo derecho para facilitar la concesión de licencias del contenido de los editores de prensa, para la recuperación de su inversión y la aplicación de sus derechos”…

El problema es que, al igual que sucedió en España, el regular no entiende que es ese enlace el que, en primera instancia, genera valor al contenido, y que la imposición artificial proteccionista a un mercado tan especifico tiene como resultado que, con el tiempo, la oferta desaparezca por las desigualdades que genera: Google News se marchó un frí­o dí­a de diciembre y se llevó con él una buena parte del tráfico que ahora ni Facebook, con los cambios en su News Feed -promesa de los medios- puede suplir.

En sí­ntesis, no se está produciendo una protección de los derechos de autor, por mucho que la propuesta de la Unión venga precisamente a regular este extremo. Es, como en el caso de España, una medida proteccionista para una prensa que ha visto en los buscadores y agregadores un enemigo más que una fuente de tráfico como lo son Twitter o Facebook, de cuya ayuda no rehúsan, como es lógico.

Lógicamente Google, uno de los principales afectados por el asunto, ha dado una respuesta contundente a la (todaví­a) propuesta Europea:

“Creemos que hay otra manera de hacer las cosas. Innovación y acuerdos (no subvenciones obligatorias y restricciones gravosas) son la clave para un ecosistema exitoso, diverso y sostenible en el sector de los medios en Europa. Y tanto para los creadores como para los consumidores europeos es vital preservar los principios del enlace, compartición y creatividad, pilares sobre los que se fundamenta el éxito de la web. Todaví­a no se ha alcanzado el equilibrio apropiado y Google está comprometido a formar parte de esta discusión”…

También Mozilla se ha sumado a la protesta contra lo que consideran una legislación de derechos de autor inadecuada:

“Es más un retroceso que la reforma que necesitamos para apoyar a las empresas europeas y a los usuarios de Internet” – Denelle-Dixon Thayer (Chief Business and Legal Officer de Mozilla).

De momento, no es más que una propuesta pero, sin duda, se trata de un primer paso necesario que, de no ser reformada, puede terminar como en el caso de España o Alemania. Se puede leer la propuesta al completo en este enlace (ahora que todaví­a no está penalizado a nivel europeo).

Fuente: HiperTextual.com

About admin

Te puede Interesar

Todo lo que debes saber sobre la Ley de Mercados Digitales que pondría en jaque a las grandes tecnológicas

Por Rubén Chicharro La nueva Ley de Mercados Digitales pretende poner fin a las prácticas …

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *