Home / Noticias / Senado despachó a ley despenalización de la interrupción del embarazo en tres causales

Senado despachó a ley despenalización de la interrupción del embarazo en tres causales

Esto, luego de que el Senado ratificara por mayorí­a el informe de la Comisión Mixta que resolvió las discrepancias entre ambas Cámaras; sin embargo, durante el debate senadores de oposición dejaron constancia de sus argumentos que harán presente ahora ante el Tribunal Constitucional.

Con la reposición de las normas referidas a la interrupción del embarazo de menores de 14 años y las opciones para la autorización, se despachó a ley el proyecto que regula la despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo cuando:

1. La mujer se encuentra en riesgo vital, de modo que la interrupción del embarazo evite un peligro para su vida.

2. Si el embrión o feto padece una patologí­a congénita adquirida o genética, incompatible con la vida extrauterina independiente, en todo caso de carácter letal.

3. Si el embarazo es resultado de una violación, siempre que no hayan transcurrido más de 12 semanas de gestación. Tratándose de una niña menor de 14 años, la interrupción del embarazo podrá realizarse siempre que no hayan transcurrido más de 14 semanas de gestación.

Asimismo, el mensaje se complementa con alternativas que respeten el derecho de las mujeres a expresar libremente su voluntad al respecto, sea que deseen continuar el embarazo u opten por interrumpirlo.

INFORME DE LA MIXTA

Pese a la mayorí­a alcanzada, el debate estuvo marcado por la presentación de los congresistas de oposición ante el Tribunal Constitucional; asimismo se reiteraron argumentos como ¿cuándo comienza la vida?; los derechos de la mujer; y la “politización” que alcanzó el proyecto, a juicio de algunos de los legisladores.

El informe de la Comisión Mixta obtuvo 22 votos a favor y 13 en contra y contó con las intervenciones de los senadores Baldo Prokurica, Fulvio Rossi, Isabel Allende, Hernán Larraí­n, Pedro Araya, Alberto Espina, Lily Pérez San Martí­n, Francisco Chahuán, Guido Girardi, Carolina Goic, Ricardo Lagos Weber, Andrés Allamand, Felipe Harboe, Carlos Bianchi, José Garcí­a Ruminot, Adriana Muñoz, Juan Antonio Coloma, Alejandro Guillier y Alejandro Garcí­a Huidobro.

En concreto, la Comisión Mixta repuso las normas introducidas por el Senado, que exigen que, tratándose de una niña menor de 14 años y previo a proceder a la interrupción del embarazo por cualquiera de las tres causales, será necesario además de su consentimiento, el de uno de sus representantes legales, pudiendo este último ser suplido por una autorización judicial, conforme al procedimiento que se señala.

También se repuso la norma que permite prescindir de la solicitud de autorización de los representantes legales cuando, a juicio del médico, ello pudiera producir una reacción negativa en aquéllos, exponiendo a la menor de 14 años, o a la mujer judicialmente declarada interdicta por causa de demencia, a un riesgo grave de maltrato fí­sico o psí­quico. En este caso se solicitará una autorización judicial sustitutiva, guardándose las reservas procedimentales que se establecen.

PERSISTEN DISCREPANCIAS

PROKURICA: “A través de este proyecto estamos dilucidando si podemos autorizar si alguien -ante problemas que son graves- decida sobre la vida de un ser humano. Los que hemos estado en contra del aborto tenemos el desafí­o como paí­s que ninguna mujer embarazada en Chile encuentre que su maternidad es un problema”.

ROSSI: “Si no reponemos los incisos rechazados por la Cámara, este proyecto NO tendrá un procedimiento para resolver situaciones extremas en el caso de las menores de 14 años que son violadas y quedan embarazadas. Con esto estamos invocando el principio de autonomí­a y cuando son violadas por familiares, el equipo médico puede impedir poner en riesgo a la menor, poniendo los antecedentes ante tribunales”.

ALLENDE: “No nos vamos a poner de acuerdo, y es legí­timo, porque tenemos miradas diferentes. (…) Una niña violada reiteradamente, que ni siquiera tiene la madurez, estoy convencida -sin ninguna duda- que como Estado debemos darle una opción y me duele que legisladores acudan al TC y que sean 10 personas las que decidan lo que aquí­ hemos discutido durante más de dos años”.

LARRAíN: “Lamento que en la Mixta se haya caricaturizado el rechazo como un tema religioso o de ultra derecha; además lamento que la Ministra del Sernam no haya respondido ninguna de nuestras interrogantes. (…) La norma que se cayó en la Cámara ayuda a asegurar la posibilidad del aborto libre, así­ que no sigamos con eufemismo”.

ARAYA: “Sobre una presunta inconstitucionalidad, la Corte Suprema solo señaló que podrí­a llegar a contradecir el principio de corresponsabilidad y cuidado compartido, con esto se pone solo ante una afirmación hipotética y al final del dí­a se está aprobando el beneficio de un bien superior, los niños; otras varias observaciones fueron subsanadas por la Comisión de Constitución”.

ESPINA: “Acá hay un doble estándar al criticar que acudiremos ante el TC. (…) En este proyecto no hay ninguna letra para la protección de una menor violada por un familiar. ¿Qué pasa con el enorme número de violadores impunes?, ese es el punto que a mí­ me preocupa, porque no se adoptan medidas de protección de la mujer que aborta”.

Pí‰REZ SAN MARTíN: “Creo que se equivocan quienes plantean que esto es un tema polí­tico, siempre los parlamentarios tiene el derecho de recurrir al TC, pero no tienen derecho a politizar una materia que tiene que ver con la conciencia de las mujeres. Como mujer, me siento responsable que sean las propias mujeres, sin presión, las que decidan”.

MATERIAS QUE SE DEBEN CONVERSAR

CHAHUíN: “Una menor de 14 años no tiene la capacidad para consentir una relación sexual, pero si tiene la capacidad para tomar la decisión de interrumpir una vida intrauterina, nosotros hemos sostenido que esta es una norma que vulnera el derecho a la corresponsabilidad de los padres de criar a sus hijos”.

GIRARDI: “Aquí­ lo que han intentado establecer los conservadores es que tendrí­a el mismo derecho un ser humano completo que un óvulo fecundado, pero cuando está en riesgo la vida de la madre, hasta los conservadores privilegian a la persona y no al óvulo fecundado”.

GOIC: “Hoy dí­a lo que hacemos es reponer la norma para las menores, que quizás es el tema más duro y más complejo, cuando hablamos de realidades donde niñas son violadas muchas veces en sus propias casas y por familiares y amparadas en el silencio cómplice de quienes debiesen protegerlas”.

LAGOS WEBER: “Este es un tema esencialmente polí­tico y creo que nuestro deber es debatirlo, es conversarlo, escuchar la opinión de los chilenos y al mismo tiempo socializar de cómo vamos a votar, porque acá representamos a ciudadanos y ciudadanas, que quizás no sé quiénes son, pero intuyo como piensan”.

ALLAMAND: “Cómo va a ser razonable que ustedes consideren que una niña menor de 14 años puede invocar su derecho y contravenir a su padre e ir al tribunal para los efectos de abortar, pero no puede ir a comprar cigarrillos ¿qué fundamento hay? La legislación tiene que tener un grado de racionabilidad”.

HARBOE: “Esta ley no impone ninguna obligación y creemos en la libertad de aquellas que, encontrándose en cualquiera de las tres causales, decidan perseverar en su embarazo, no la vamos a criminalizar, la vamos a acompañar, incluso vamos a poner recursos públicos para acompañarla, porque entendemos que está sufriendo”.

BIANCHI: “En la generalidad de los casos quién ha violado a una niña ha sido un familiar directo, son precisamente estas personas quienes por ley detentan la calidad de representantes legales de la niña y ¿les vamos a entregar, precisamente a quien probablemente violentó sexualmente a la niña, la facultad de decidir sobre una medida de protección para esa ví­ctima? Mi respuesta es un rotundo no”.

GARCíA RUMINOT: “No puedo compartir algunas formas de pensar porque el derecho a la vida es el principal derecho humano. Por lo tanto, no puede ser derecho humano el abortar. Creo que este proyecto profundiza el concepto de aborto libre en el paí­s”.

MUÑOZ: “Es extraño que se nos haya impedido hace tanto tiempo avanzar en este proyecto. Por eso este es un momento histórico y de triunfo porque se reivindica la capacidad de las mujeres en situaciones tan dramáticas”.

COLOMA: “Es un dí­a histórico pero, lamentablemente, no por las razones correctas. Me chocan estos comentarios porque cientos de miles de vidas estarán destinadas a no poder existir. Es un momento triste y espero que este proyecto sea reversible en el Tribunal Constitucional”.

GUILLIER: “Regular el procedimiento en casos muy especí­ficos le da calidad de titulares de derechos fundamentales a menores y se releva el rol de los padres, sin embargo, la discusión ha vuelto a planteamientos genéricos y nos retrotrajo a una discusión anterior. Por eso es necesario aclarar que este proyecto establece el principio de justicia porque deja a la mujer la decisión de continuar o no el embarazo en 3 situaciones muy acotadas”.

GARCíA HUIDOBRO: “Es un dí­a triste para quienes creemos en el derecho a la vida porque por ley se afectará directamente la vida de los seres humanos más inocentes y que están en el vientre materno”.

Fuente: Senado de Chile

About admin

Te puede Interesar

Corte Suprema remite al Senado informe de proyecto de ley sobre Migración y Extranjería

Reunido el tribunal pleno de la Corte Suprema –el lunes 17 de agosto recién pasado– …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *